26
Mar, Oct

Palabras Sueltas 784

Palabras Sueltas 784

Piura
Typography
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Comentarios a vuelo de pájaro.


° QUIENES nos han seguido de cerca a través de esta columna sabrán que nunca Fernando Rospigliosi, ex ministro del Interior de Toledo, fue santo de nuestra devoción. Cuando él escribía los fines de semana en el diario “El Comercio” se mostraba tan intemperante con el gobierno de Vizcarra y con Vizcarra mismo que su verborrea y sus forzadas observaciones, bien miradas, no convencían. Algo en él y en lo que decía no calzaba. Dicho desajuste lo hacía aparecer artificioso, falso. Y de eso dejamos constancia en esta columna en más de una ocasión.
° AHORA ya se sabe, gracias a un informe periodístico difundido el domingo pasado en “Punto final”, un programa periodístico de Frecuencia Latina, cuál era la verdadera madre del cordero, el quid del asunto, el origen de todos esos melindres de Rospigliosi contra Vizcarra en la época en que éste escribía en el diario “El Comercio”. Y que a veces lo hacía con tal desparpajo que hasta llegó, por ejemplo, a aplaudir la asunción al poder de Merino y a negar su golpe de Estado.
° CUATRO días después que Merino se sentará en el sillón presidencial, Rospigliosi escribió lo siguiente: “Las absurdas e interesadas versiones de que hemos asistido a un golpe de Estado o que la vacancia del presunto corrupto es ilegal, son solamente interpretaciones interesadas de los plañideros miembros de la derrotada coalición vizcarrista. Es tan legítima como la del 2000 o la del 2018”.
° EL título de aquel artículo de Rospigliosi fue este: “Un gobierno razonable”. ¡Imagínense ustedes tamaña impudicia!
° ES bastante probable que Rospigliosi, desde entonces, haya estado empedrando ya el camino que lo llevaría al averno de Fuerza Popular. Acabaría en él, lanzada la candidatura de Keiko, disfrazándose como parte del equipo técnico de ésta.
° ÉL que, en el pasado, había blasfemado, hasta la injuria, del fujimorismo y que, a fines del 2019, no le daba ninguna opción a Keiko como candidata presidencial. “Es considerada por el 85% de la población como corrupta -decía-, y eso prácticamente la liquida en términos de las elecciones del 2020 y 2021”. Miren eso. Después Rospigliosi aparecería abrazándose con ella.
° SEGÚN el citado informe periodístico de “Punto final”, Rospigliosi es dueño, en Lima, de una consultora a la que Fuerza Popular contrató, en setiembre del año pasado, para que le hiciera un estudio sobre cómo resolver el problema de la inseguridad ciudadana y por el cual pagó con plata del Estado: 180 mil soles. Los tomó de aquellos recursos públicos que los partidos políticos reciben a través de la Onpe para financiar sus actividades ordinarias y otras más. Pero no para compensar favores, como en este caso.
° DIRÁN ustedes que la plata corrompe o que la billetera manda o que ésta mata galán; eso no es cierto. Alguien escribió por allí diciendo que “el dinero solo es dinero, no es ni bueno ni malo, lo que corrompe al hombre es su falta de integridad y valores que componen su vida y sobre todo la errada idea de individualidad o de estar separados de los demás, el ego”. Rospigliosi es un espejo de lo dicho.
° HAY que decir también que Fuerza Popular no ha sido la única agrupación política que ha incurrido en este mal uso de los mencionados recursos públicos. A ella se suman estos otros partidos políticos: Podemos Perú, Alianza para el Progreso y el Frente Amplio. Como verán, el espíritu gansteril de estas y otras organizaciones políticas es innegable. Sus dirigentes no pueden con su genio ni con su naturaleza.
° ¿Y qué de Perú Libre? Mejor ni pregunten. Allí, según dicen, Cerrón es a Keiko en Fuerza Popular. Su equivalente ¿Alguien podría negarlo sin que le venga encima la pared por calabacita? Quién sabe.
° CAMBIANDO de tema, diremos que se quiere hacer un poco de escándalo con lo resuelto por el presidente Castillo. Olvidarse de lo que dijo en campaña. ¿Y qué dijo? Que iba a renunciar a su sueldo de mandatario (S/15,500) para quedarse sólo con el que percibía como profesor (S/3,074). Ha dejado este para cobrar el otro y no ha hecho nada malo.
° HAY que entender -no justificar- que, a veces, el populismo empuja a decir sandeces, payasadas y hasta imposibles a quien lo usa como anzuelo para enganchar incautos y ganar aplausos y votitos. Esas promesas suenan como cantos de sirenas. Sólo sirven para encandilar y perder. Y los sonsos no aprenden ni escarmientan.
HASTA MAÑANA

(shareit)

Slider-dengue-2019
banner cmac 2020
Publicidad Lateral CEGNE - BELEN